Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal

Agencia para la Reincorporación y la Normalización

Usted está en: ACR > Agencia Colombiana para la Reintegración (ACR) > Sala de Prensa > Noticias

En el campo se construye un nuevo futuro

Modelo de reintegración temprana para excombatientes se implementa con éxito en el norte del Valle del Cauca

​Excombatientes en proceso de reintegración aprendieron a sembrar pepino, lechugas, cilantro, entre otros,  para complementar su formación agrícola. Municipio de Toro, Valle del Cauca.

Toro , 16/09/2016

Un grupo de 74 personas desmovilizadas de grupos armados en proceso de reintegración recibe formación en horticultura, fruticultura y gestión hotelera, en el marco de un modelo dentro de la ruta de reintegración de excombatientes, que les permite agilizar su formación e ingresar más pronto al mundo laboral.

Como parte de las propuestas innovadoras del proceso de reintegración de excombatientes, la Agencia Colombiana para la Reintegración (ACR), de la mano con la Sociedad de Agricultores y Ganaderos del Valle de Cauca (SAG) y con el apoyo técnico y el acompañamiento de la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID) y la Organización Internacional para las Migraciones (OIM), vinculó a 74 personas, con menos de un año de haberse desmovilizado, a una nueva fase del Modelo de Reintegración Temprana en Entornos de Formación Productiva.

Este modelo se implementa en la región del norte del Valle del Cauca y, de la mano con los aliados, se diseñó una ruta en la que las personas vinculadas se forman en las áreas técnicas de horticultura, fruticultura y gestión hotelera.

Para Joshua Mitrotti, director general  de la ACR, la Reintegración Temprana es un paso muy importante dentro la transición de los excombatientes a la legalidad, ya que les permite tener una inserción en el campo productivo mucho más rápida que a otros grupos poblacionales.

"Lo que buscamos es formar a las personas que se han desmovilizado, en una fase temprana, en competencias que les den la oportunidad de conseguir empleo más rápido y así afianzar su reintegración", explica Mitrotti, quien resaltó que este modelo es también una oportunidad para ratificar la importancia del apoyo del sector privado en su aporte a la reintegración.

Para Mauricio López, gerente de reintegración económica de OIM, la Reintegración Temprana es un modelo que se ha ajustado de acuerdo con la experiencia de los pilotos realizados en el 2015. "Para la cooperación internacional es muy  importante brindar el acompañamiento técnico y estratégico a la ACR en la implementación de este modelo y contribuir con propuestas innovadoras al fortalecimiento de la ruta de reintegración de excombatientes", indica López

Para Francisco Lourido, presidente de la Sociedad de Agricultores y Ganaderos del Valle de Cauca, "este es un ejercicio de corresponsabilidad que sirve para resignificar el campo, ya que las personas que se están formando pueden ver en el agro colombiano una oportunidad de desarrollo, de recuperar su vida luego de haber estado en la guerra", manifiesta el dirigente empresarial.  

La reintegración con enfoque rural transforma vidas

Los beneficiados de esta intervención son excombatientes de diferentes grupos armados ilegales (Farc en su mayoría),  provenientes de diferentes regiones del país, que están cumpliendo su proceso de reintegración con la ACR. Sus edades van desde los 18 hasta los 50 años. Todos tienen vocación rural y son procedentes de varias zonas del país. A este modelo, en el norte del Valle del Cauca, se vinculó el Instituto de Educación Técnica Profesional de Roldanillo (INTEP), que certifica la formación laboral y apoya la nivelación académica de los estudiantes.

Para Andrés*, un joven que llegó desde el Bajo Cauca antioqueño y que estuvo en las Farc, estar en este modelo de reintegración es una oportunidad que le ha permitido aprender y fortalecer sus capacidades. "He aprovechado mucho las clases y la formación. He tenido la oportunidad de estudiar, de mejorar mi escritura y mi capacidad de relacionarme con los demás", asegura el joven.

Durante tres meses y a través de la metodología 'aprender-haciendo', este grupo de ciudadanos recibe una formación técnica y un acompañamiento psicosocial por parte de profesionales de la ACR y de otras entidades que se vinculan. Además, participan en actividades lúdicas, deportivas,   talleres artísticos, de comunicaciones y de otras jornadas que contribuyen de manera integral a su formación.

*Identidad protegida por petición de la fuente.

Compartir en las redes sociales


Noticias relacionadas