Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal

Agencia para la Reincorporación y la Normalización

Usted está en: ACR > Agencia Colombiana para la Reintegración (ACR) > Sala de Prensa > Noticias

San Antonio del Chamí sueña con la paz

En la Institución Educativa La Inmaculada, se hace memoria para la reconciliación

​Comunicaciones ACR

Mistrató , 29/07/2016

Regiones que presenciaron el conflicto de forma directa, hoy, abren espacios de diálogo, es el caso de San Antonio del Chamí, donde se realizó un foro sobre paz, en el que se reflexionó sobre la necesidad de la reconciliación, la r eintegración de los que abandonan las armas y en cómo generar paz. Un ciudadano de la República de Armenia, expuso su perspectiva sobre el conflicto.

Henry Rincón García entre sus múltiples ocupaciones, destina la mayor parte de su tiempo, a compartir conocimientos como profesor de la Institución Educativa La Inmaculada de San Antonio del Chamí en el departamento de Risaralda. 

En este corregimiento las familias pasaron momentos difíciles, por causa del conflicto colombiano, en los que intervenciones violentas por parte de grupos armados, llevó consigo el desplazamiento de sus comunidades. 

Henry busca que sus estudiantes conozcan visiones de las diferentes problemáticas del mundo, desde perspectivas alternas, "a estos niños y jóvenes hay que formarlos con pensamiento crítico, que duden, pregunten y que entiendan el por qué de las cosas". 

Él, en su insistente oficio de formación, organizó un foro sobre paz, que contó con la participación de 60 alumnos y profesores del plantel; un docente y dos estudiantes de la Universidad Libre de Pereira, y dos profesionales de la Agencia Colombiana para la Reintegración (ACR). 

"Llegamos a San Antonio, porque desde la ACR buscamos trabajar con las comunidades en sus territorios; este es el escenario más propicio para hablar de paz estructural", manifestó Sebastián Ocampo Arenas, profesional de la ACR que atiende a la población en proceso de reintegración de esta zona del país. 

Ocampo, intervino con reflexiones sobre la reconciliación y la paz, y de paso, explicó cómo funciona el proceso de reintegración de las personas que dejan las armas. 

Para observar el conflicto desde una perspectiva global, el componente internacional lo presentó Vahram Ayvazyan, un joven de la República de Armenia, especialista en relaciones internacionales y genocidio, quien desde enero del presente año trabaja como profesor de inglés en Colombia, como parte del programa de bilingüismo del Ministerio de Educación "allá tenemos conflictos con otros países, acá es un conflicto interno, pelea la gente de la misma nación; pero igual, en ambos tenemos las mismas víctimas, por eso ustedes –los colombianos-, deben ir a la paz, es muy costosa pero es necesaria". 

El profesor Diego Ceballos de la Universidad Libre, invitó a los asistentes a generar la paz desde sus hogares, 'yo pensé que a mí nunca me iba a tocar la paz… por eso ustedes son tan importantes para que pueda darse; con las familias, con sus amigos, con los profesores'. 

San Antonio del Chamí anhela, desea y sueña con la paz; y dejan en su memoria las dos tomas guerrilleras (agosto de 1998 y diciembre de 2002) que se generaron durante la presencia de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (Farc), el Ejército de Liberación Nacional (ELN) y el Ejército Popular de Liberación (EPL). 

Reflexiones

Excehomo Castañeda Cadena (personero estudiantil): "Nosotros somos los que podemos hacer cambiar lo que los demás piensan de nuestro municipio, que esto es muy violento, pero eso está en nosotros, hacer que eso cambie, y esto se logra con amor, porque aquí ya vivimos tranquilos". 

Henry Rincón García (docente): "La paz no es sólo La Habana puede ser el cuidado de la naturaleza, la solución básica a las necesidades básicas de la población". 

Vahram Ayvazyan (invitado internacional): "La educación es muy importante, la comunidad necesita saber más sobre cómo se ha dado el conflicto para que acepten a quienes estuvieron en la guerra, aquí necesitan tener la mente abierta y eso se da con más educación, aprendiendo historia, entender la guerra. Castigar a las víctimas que combatieron es más costoso que aceptarlos en comunidad". 

Melisa (estudiante): "Para llegar a la paz debemos respetar nuestras costumbres indígenas, nuestras tradiciones. No por el simple hecho de firmar un papel se llega a la paz, ya podemos empezar a cambiar nuestro corazón. Reflexionemos sobre lo que estamos haciendo. Los invito a que busquemos más desde nuestros corazones".

Compartir en las redes sociales


Noticias relacionadas